Manual de conducción


Hay momentos en la vida cuya luminosidad nos hace preguntarnos como era posible que no hubiesemos visto antes aquello que ahora se nos presenta de manera diáfana; momentos que nos marcan por su peso y densidad; momentos que nos sirven de apoyo para revisar prácticas arraigadas e instrumentar cambios profundos.

Y también existen momentos que son simplemente vergonzosos.

En esta última categoría podríamos ubicar mi desempeño en la última encuesta sobre quién debía ser el Amado Líder de Men in Blog. Yo soy el que aparece ahí abajo. Un poco más abajo. Un poquito más...no, no, el de abajo del de abajo de ese...¡ahí! No, no me gusta pensarme como 'el último'. Las progresiones están sobrevaloradas. Me pienso más bien como "aquél que logró más contundentemente ser una alternativa a ganar la elección". Muchas explicaciones se han dado para analizar el suceso: que mis talentos brillan no desde la conducción formal sino desde la capacidad de inspirar a las multitudes desde adentro, que faltó tiempo para hacer campaña, que soy un imbécil, que el perfil bajo no me ayuda...

De aquellas, la primera la descarto por haberla pronunciado yo frente al espejo, la segunda porque existía una igualdad de (malas) condiciones y la tercera porque la vida pública de nuestro país ha probado que no existe incompatibilidad alguna entre la conducción política y la imbecilidad. La última, sin embargo, merece nuestra atención.

Viendo la coyuntura nacional uno puede ver que se perdona la falta de idoneidad, de formación, de valores, de sentido moral y de $20 en la billetera, pero nunca la falta de exposición. Para remediar esto y lograr proyectarme, adquirí el libro "Escuchame, pibe. O sobre como ser un hombre exitoso y que no le rompan más los nervios" de Gerardo Sofovich, en el cual desarrolla -entre fotos de señoritas voluptuosas- los conceptos fundamentales para sobresalir en la vida política, laboral, familiar, penal y gol es gol. Transcribo algunos pasajes especialmente inspiradores que traté de llevar a la práctica para posicionarme mejor la próxima vez que el Amado Líder tenga un antojo democrático.


"El poderoso debe llegar a lo público mostrando sus logros en la vida privada. Para ello, deberá lograr tres grandes victorias: en las lides del amor, en las relaciones laborales y entre sus amistades. Aunque crea que le ahorrará tiempo, debe guardarse bien de mantener los límites entre los 3 campos, por aquello que dice el dicho de que 'donde se ingieren alimentos no se depone' " (página 5).

"En cuanto a la relación con las mujeres, el macho alfa, el reservorio de testosterona, cumple con las reales expectativas de las mujeres si las basurea. La imagen del hombre fuerte y decidido se les hace irresistible. Por eso, nada les resulta más atractivo que el ninguneo y el desprecio por sus cualidades intelectuales..." (página 7).


- Llegué.

- ¿Como te fue, mi amor?

- ¿Qué te importa? Seguí con el tema de la comida que me muero de hambre.

- ¿Qué te pasa, idiota?

- No lo entenderías. Sos demasiado limitad...¡ay!

(rodillazo en los genitales)

- Escuchame, me alegro que seas un 'macho proveedor' porque hoy te vas a tener que conseguirte donde dormir y qué comer. Cuando se te pase el virus y juntes suficiente para regalarme algo que crea que esté a la altura de tu derrape, hablamos.

- (desde el piso) Auch...síii...mi amooor.



"La adquisición de poder entre pares está ligada a la posibilidad de lucrar con la fama ajena. Para ello, basta con conseguir atrapar en las redes de un escandalete a una persona de mayor desarrollo para conseguir estar a la par. Algunos creen que para ello se necesitan ideas, fundamentos o -delirante ocurrencia- argumentos. Lo único que necesita es un móvil, y la adquisición de status lo es en sí mismo" (página 45)


- Benegas, lo he citado porque me han llegado comentarios de que anda descalificando al CEO de la empresa.

- Ese turrito me tiene envidia. Sabe que yo tengo mayor potencial que él y por eso se empeña en que esté en un puesto insastisfactorio. Porque se siente amenazado. ¿Saben qué? yo no necesito esto.

- Benegas, usted reparte la correspondencia interna de la empresa. No sé si es una posición muy amenazadora para él. Además, cuando recibió su mail diciendo que le iba a mandar una carta-documento, me preguntó quién diablos era usted (quería saber si era aquél muchacho de pelo largo que accidentalmente confundió con una mujer con una denuncia de acoso sexual). Incluso la gente que lo escuchó tuvo problemas para identificar si trabajaba en la empresa o cómo era que se llamaba.

- ¡Ahora se hace el superado! ¡el que no me conoce! Bien que en el asado de la empresa se limpió las manos en mi remera y que me pidió que le trajese más Coca. ¿Saben qué? yo no necesito esto. Ah, ¿ya lo dije? Bueno, miren que agarro y me voy.

- ...

- ¡Agarro y me voy!

- ...

- ¡Me voy! (SLAM)


- Jefe ¿estoy...?

- ¿...despedido? Sí.

- No sea así, mire que yo necesito esto.



"Todo grupo de amigos tiene un referente; una voz de mando. Este liderazgo se da de forma natural. Y usted no lo tiene. Si lo tuviese, no estaría leyendo este libro. Así que deberá ganarlo. 'Usurparlo' sería más propio. Lo bueno esto se logra de una manera muy fácil. Organice un programa que sepa que no armaría el resto y que implique de parte de ellos ceder un poco en sus convicciones y gustos. Apele a nociones como las de 'fidelidad', 'aguante' o 'banca' para que no se puedan negar. Retrospectivamente, lo que recordarán es que usted los condujo y poco a poco reconocerán sus dotes de conducción..." (página 82).


- Muchachos ¿a que no saben?

- ¿Qué?

- ¡Saqué entradas para todos para ir a ver a los Jonas Brothers!

- ¿Vos me estás cargando?

- ¿Qué hacés, tarado? ¿vos te querés levantar una chica de 13 años?

- Metetelas en el...

- Dale, no sean así. Haganme el aguante.

- Tengo partido de futbol.

- Tengo que sacarme la pelusa del ombligo.

- Tengo que evitar ir a un concierto de los Jonas Brothers.

- Muchachos, no me cuelguen que me costó $300 cada entrada.

- ¡¿300 mangos?! ¡qué boludo!

- Suerte...

- No te pongas mal que por esa guita seguro te dedican una canción.

- Te fuiste de mambo...


"...Eso sí, trate de no irse de mambo." (página 83)


Ah.




Cuando llegué a la página 432 solo, desempleado, viviendo debajo de un puente y con 5 denuncias penales, me pareció que era el momento para reconocer que quizás no fuese tan beneficioso seguir la línea que me proponía este gurú de las relaciones humanas y que mis talentos brillan no desde la conducción formal sino desde la capacidad de inspirar a las multitudes desde adentro.

Me hubiera venido bárbaro tener un espejo.




24 comentarios:

Nefertiti dijo...

Quiere exposición y movilizar a las masas??? Vaya a "Bailando por un sueño". No necesita nada más, creame. Y deje de leer que hace mal.

Bugman dijo...

Señor Pablo, usted debería haber deducido las dos reglas básicas del liderazgo, pero parece que no.
Mire, voy a ser generoso, se las voy a decir:

1.-Carisma
2.-Destreza en el manejo del flagrum.

Yoni Bigud dijo...

Vea, desde mi punto de vista aquellos que no nacimos con las condiciones necesarias tenemos dos formas de acceder al liderazgo: Usurparlo o comprarlo.

Hasta el momento nuestros conatos de usurpación fracasaron trágicamente, para qué engañarnos.

Nos queda instar al Amado Líder a que ponga un precio a su corona.

Y luego hacer una vaquita.

Un saludo.

Viejex dijo...

No se haga el inocente, Yoni. Hay otros medios. Pero el fin no los justifica.

Briks dijo...

Ud, Sr Pablo, es un ser impoluto...de férreos conceptos morales...convicciones pétreas y juiciso criterio a la hora de opinar, concensuar y departir






y eso es algo que no le gusta a nuestros lectores.
Debería saberlo

Pablo dijo...

Nefertiti, lo pensé, pero en el casting me dijeron que me faltaba algo.

Senos turgentes, por si se está preguntando.

Bugman, dicen que con mucho del segundo ítem incluso se puede prescindir del primero. Expláyese un poco más y véndalo como un libro de managment. Tiene olor a Best Seller.

Yoni, interesante. Después de la vaquita ponemos al más débil al poder y ahí sí...PUM ¡usurpación!

¿Qué uusted quiere que yo tome el poder? El honor que me hac...¡un momento!

Viejex, ya le dijimos que prender fuego la oficina nos deja sin NINGÚN Amado Líder. No insista.

Briks, me juzga mal, señor Briks. Yo me he robado champucitos de los hoteles y he tirado botellas no reciclables en la bolsa de lo orgánico.

Mariela Torres dijo...

No todos pueden ser líderes. Yo tampoco lo soy, así que no le puedo dar ningún consejo, pero como soy mujer creo que puedo conseguir votos por mi buen carácter y excelente educación (en este momento postulo mi blog a un concurso y necesito votos).

Saludos.

Briks dijo...

siendo mujer y necesitando votos prometa despojarse de uno de ellos y GANA SEGURO !!

me refiero a dejar de lado un voto





el de castidad

Anavril dijo...

Y yo que pensé que iba a decir que su talento brillaba...por su ausencia....
E inmediatamente me iba a oponer enérgicamente, clarostá.

Y no se preocupe tanto por no ser lider nato que siempre hay alguna minita que le encanta el calladito del fondo...aaaahh, ya lo sabe...claro claro, queria probar lo que se sentía pertenecer a la otra parte...bue...TODO NO SE PUEDE, es hora que lo vaya aceptando.



Quiero leerlo cuando se acerque a la crisis de los cuarenta....

Carugo dijo...

Señor Pablo:
A pesar de su extrema juventud, indudablemente usted es, según Marshall McLuhan, de la era Gutemberg.
Cómo va a buscar respuestas de liderago en un libro?!!!
El "Homo Videns" lo haría en un medio audiovisual.
Yo le recominedo que vea "La Batalla de Riddik" en donde Vin Diesel, en la escena final, mata al lider de los Necrotratantes y todos se arrodillan a sus pies porque la ley dice que "te quedas con lo que matas".
Cómprese un buen rifle de alto poder y dispárele al CEO (o al Amado Lider) y listo el pollo (con perdón del Señor Viejex).
Eso sí, apúntele a la cabeza porque ya sabemos que algunos de ellos usan chaleco antibalas...

Pablo dijo...

Mariela Torres, después cuenteme como resultó la técnica. No sea que esté dejando el camino correcto.

Anavril, está lleno de minitas a las que les encanta el calladito del fondo: se llaman profesoras.

¿Cómo es eso de que todo no se puede? Explicaría un par de cosas.

Carugo, todo este tiempo perdiendo tiempo con Sofovich cuando tendría que haber seguido las enseñanzas de Vin Diesel. ¡Ahí tiene un intelectual!

Anónimo dijo...

will keep updating and this is excellent blog of de wold vely intlesting a biutifull laide que pulenta!!!![url=http://www.maurovialehot.html]too see the car and elefant on tela alaña[/url]

Anonimo

Anavril dijo...

Anónimo....lo qué?

Sr Benegas...explica perfectamente cómo es que puse el control remoto del LCD nuevo en el lavarropas.

Haciendo más de dos cosas a la vez...y mi marido sigue sin entender....

Anavril dijo...

Y 14!!!!!!!!!!!!!!!

esssssa

Bugman dijo...

Tu quoque, Carugo, fili mi

Mona Loca dijo...

No entiendo.

No hay caso, y mire que pienso y pienso,eh.

Pero no.
No entiendo.

No entiendo cómo los consejos de Gerardo Sofovich no le han dado resultados.

Usted los aplicó mal, no hay duda.


Reléalos, por favor, e intente nuevamente.

LadyMarian dijo...

Mire, le diría que siga los consejos de Vin Diesel, como dijo el Prof. Carugo, en vez de los de Sofovich.
Con Diesel por lo menos puede aprender defensa personal para protegerse de los problemas que puedan surgir en el difícil ascenso al poder.
Y en el caso de una mujer, recomendaría lo mismo. Sí, me gustaría aprender defensa personal... con él. ;-P Si va a un seminario con él, avíseme.

Carugo dijo...

Señor Bugman:
No es nada personal, sólo estoy ayudando a que este muchacho porque ya todos sabemos que vive en un estado de perpetua contemplación.
Si no transforma sus ideas en acto va a estar en el horno.
(El pibe tiene que darle de comer a una esposa y dos niñas)

Usted sabe que yo lo aprecio.
No solo lo aprecio sino que lo respeto porque tiene todo lo que un lider debe tener:
Carisma y Destreza en el manejo del flagrum.
Mire hasta cuánto llega mi admiración que aceptaría bailar la ronda de los gandules para recibir algún que otro latigazo suyo...

Sir Lothar Mambetta dijo...

A "aquél que logró más contundentemente ser una alternativa a ganar la elección":
Usted se preocupa por un comodísimo octavo puesto -cosa razonable cuando son ocho los que participan-, pero imaginemos que hubieran sido cien los candidatos: estoy seguro de que... Bueno, no, no estoy seguro... pero siendo octavo en Fórmula 1 estaría en zona de puntos y en la liga de Poker Stars, modalidad "Texas Hold'em" estaría en la mesa final.

Ánimo, Mr. Pablo, siempre nos queda el consuelo de no haber sido franceses en el último mundial.

Berta la Mamerta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Berta la Mamerta dijo...

Immmmpecable demostración de humildad y altanería, de ternura y dureza. Immmpecale demostración de "combo perfecto".

Pablo dijo...

Anónimo, te thank you una bocha. Good suerte.

Anavril, ¿probó diciendo "esto en una TV con perilla no pasaba"?

No lo haga.

Señor Bugman, ¿y qué espera, si le dice que es un Bruto?

Mona Loca, algo debo haber hecho mal. Pero no me atrevo a preguntarle porque me intimida un poco (y también me dijo que me faltaba algo. Sí, sí, lo mismo)

Lady Marian, lo que pasa es que las cosas dichas en inglés suenan mejor. Pero si no, Diesel y Sofovich son más o menos lo mismo.

¿Por qué hace arcadas?

Sir Lothar, votre argument c'est fantastic, monsiur Mambetta. Lo que usted dice es que hay gente que, incluso perdiendo como yo, gana plata. Gracias.

Berta la Mamerta, o de esquizofrenia.

(Gracias por sus palabras)

Epístola Gutierrez dijo...

Lo más importante en la vida no es ser líder. Yo que usted, no volvería a intentarlo.
Un beso.

Jazmin dijo...

¿¿Ya cerraron el curso que da Vin Diesel??

Eh? Sí, ya sé que estoy atrasada con el comentario, pido disculpas.
Mire, le voy a contar un secreto, algo que no le confieso a nadie.
El hecho de ser cultora del perfil bajo -la personalidad virtual no cuenta, déjeme decirle-, no significa que uno no tenga pasta de líder.
Aunque parezca contradictorio.
El secreto es que yo, al truco, nunca voy a por la primera. La dejo pasar, me aseguro la segunda, y la rompo en la tercera.

Espere la próxima votación. Ya va a ver, ya-va-a-ver.



Pero, quedaron vacantes para el seminario con Riddick o no???