UN PROCER


No suelo concordar con el prójimo varón sobre cuál es el mejor culo.
Noto un gusto general por el culito escuálido de las modelos flacas. A mí me gustan grandes, hospitalarios, macizos. Me gusta el culo balcón, que sobresale y se autosustenta como un milagro de ingeniería. El culo bien latino, rappero, reggaetón, de doble pompa viva y prodigiosa.

Me salen versos cuando hablo de culos. Quizá porque en los culos hay algo más antiguo y atávico que en las tetas, que en realidad son una intelectualización. Las tetas son renacentistas, pero el culo es primitivo, neaderthaliano. Con su poder de atracción inequívoca, su convergencia invitadora, es un hit prehistórico. Despierta nuestro costado más bestial: el del acoplamiento en cuatro patas. Las tetas son un invento más reciente, son prosaicas. El culo, en cambio, es lírico, musical, candencioso, indiscernible del meneo de caderas, del ritmo, la batida de la bossa que retrata a la garota que se aleja en Ipanema. Porque el culo siempre se aleja, siempre se va yendo, invitando a que lo sigan. Se mueve en dirección contraria de las tetas, que siempre vienen y por eso suelen ser alarmantes, amenazadoras, casi bélicas (me acuerdo de las tetas de Afrodita, la novia de Mazinger Z, que se disparaban como dos misiles). Las tetas confrontan, el culo huye, es elegía de sí mismo, se va yendo como la vida misma y deja tristes a los hombres pensando qué cosa más linda, más llena de gracia aquella morena que viene y que pasa con dulce balance camino del mar.

Las argentinas tienen orto, las colombianas jopo, las brasileras bunda, las mexicanas bote, las peruanas tarro, las cubanas nevera o fambeco, las chilenas tienen poto. O mejor dicho, las chilenas no tienen poto, según mis amigos transandinos que se quejan de esa falta y quedan asombrados cuando viajan por Latinoamérica. Yo mismo casi me encadeno a la muralla del Baluarte de San Francisco, en el último Festival de Cartagena de Indias, para no tener que volver y poder seguir admirando el desfile incesante de cartageneras o barranquilleras cuyos culos altaneros merecían no este breve artículo sino un tratado enciclopédico o un poemario como el Canto General.

De las cosas que hacen las mujeres por su culo, la que más ternura me da es cuando lo acercan a la estufa para calentarlo. No lo pueden evitar. Pasan frente a una chimenea o un radiador y acercan el culo, lo empollan un rato. El culo es la parte más fría de una mujer. Siempre sorprende al tacto esa temperatura, el frescor del cachete en el primer encuentro con la mano.

Durante el abrazo, se puede llegar a los cachetes de dos maneras. Una es desde arriba, si la mujer tiene puesto un pantalón, pero es dificultoso y lo ajustado de la tela impide la maniobra y la palmada vital. La otra forma es desde abajo y eso es lo mejor, cuando se alcanza el culo levantando de a poco el vestido, por los muslos, y de pronto se llega a esas órbitas gemelas, esa abundancia a manos llenas. En ese instante se siente que las manos no fueron hechas para ninguna otra cosa más que palpar esa felicidad, para sentir con todos los músculos del cuerpo la blanda gravitación, el peso exacto de la redondez terrestre.

Se suele pensar que, en el sexo, la posición de perrito somete a la mujer. Pero hay que decir que abordar por detrás a una mujer de ancas poderosas puede ser todo lo contrario: es como acoplarse a una locomotora, como engancharse en la fuerza de la vida, hay que seguirla, no es fácil, uno queda subordinado a su energía, hay que trabajar, darle mucha bomba, carbón para la máquina. Es uno el que queda sometido a su gran expectativa, absorto, subyugado, vaciándose para siempre en la doble esfera viva de esa mantis religiosa.

Una vez vi un hombre de unos 45 años dando vueltas al parque, corriendo tras su personal trainer. Lo curioso es que era una personaltrainer, y las calzas azules de esta profesora de gimnasia evidenciaban que tenía un doctorado en glúteos. Como el burro tras la zanahoria, el hombre corría tras ella sin pensar en nada más que ese seguimiento personal. No me sorprendería que a la media hora hubiera un grupo de corredores trotando detrás, en caravana. La música de los culos es la del flautista de Hamelin. Los hombres, con su legión de ratones, van tras ella, hipnotizados.

Las mujeres saben aprovechar sus recursos. Yo trabajé en una empresa en el mismo piso que una arquitecta narigona (esas narigonas sexys) y con un 'tremendo fambeco'. Ella sabía que era su mejor ángulo y lo hacía valer, con unos pantalones ajustados que dejaban todo temblando. Era una de esas oficinas cuadradas, llenas de líneas rectas: el almanaque cuadriculado, la tabla rectangular del escritorio, la ventana, los estantes, las carpetas de archivos. Un lugar irrespirable de no ser por el culo de la arquitecta que a veces pasaba camino a tesorería o a la fotocopiadora. Su culo era lo único redondo en todo este edificio de oficinas. Lo único vivo yo creo. Nunca intenté nada (se decía que tenía un novio), pero en una época yo pensaba escribir una novela con los acoplamientos heroicos que imaginé con ella. Una novela que iba a titular, con un guiño a Greenaway, 'El culo de una arquitecta'.

No escribí ni dos líneas de esa novela, pero sí algunos poemas que ella nunca leyó. Me acuerdo que la veía antes de verla, la intuía en un ritmo particular que tenía el sonido de sus pasos, un peso, un roce de la cara interna de sus muslos de falsa mulata. Cuando aparecía en el rabillo de mi ojo, ya sabía plenamente que se trataba de ella. Y pasaba y todo se detenía un instante, el memo, el mail, la voz en el teléfono, todo se curvaba de pronto, no había más rectas, todo se ovalaba, se abombaba, y el corazón del oficinista medio quedaba bailando. No exagero.

Además era plena crisis del 2002. Todo se derrumbaba, caían los ministros, los presidentes, caía la economía, la moneda, la bolsa, caía el gran telón pintado del primer mundo, caía la moral, el ingreso per cápita, todo caía, salvo el culo de la arquitecta que parecía subir y subir, cada vez más vivaracho, más mordible, más esférico, más encabritado en su oscilación por los corredores, pasando en un meneo vanidoso que parecía ir diciendo no, mirame pero no, seguime pero no, dedicame poemas pero no.

Ojalá ella llegue a leer esto algún día y se entere del bien que me hizo durante esos dos años con solo ser parte de mi día laborable pasando con tanta gracia frente al mono de mi hormona. Y ojalá se entere también que, cuando me echaron, lo único que lamenté fue dejar de verla desfilar por los pasillos, respingando el durazno gigante de su culo soñado.





* Pedro Mairal (autor de lo que ud acaba de leer) nació en Buenos Aires en 1970.

Cursó la carrera de Letras en la Universidad del Salvador, donde fue profesor adjunto de la cátedra de Literatura Inglesa. En 1996 publicó el libro de poesía 'Tigre como los pájaros' (Mención Premio Fortabat). En 1998 obtuvo el Premio Clarín de Novela por 'Una noche con Sabrina Love', que fue llevada al cine y traducida a varios idiomas. En el 2001 publicó el libro de cuentos 'Hoy temprano' y en el 2003, el libro de poesía 'Consumidor final'

Entenderá, Sr. Bugman, que si un academico de la talla del Sr. Mairal puede escribir lo que escribió (y ser premiado por ello) no existe obstáculo (jijiji) para mi próximo texto.
be afraid, be very afraid

37 comentarios:

Jorge dijo...

Y encima indica lo afortunada que puede ser la persona que lo posee...("que c--- tuviste!")
Buena suerte! (O buen culo!)
Atte/

Dany dijo...

Jajjaja. Me devoré el texto. Y lo mejor es que imaginé culos. Y pensé....este Briks es genial. Luego me sorprendí y dije bue.....
Pero ahora solo quiero LEER lo que UD va a escribir y ver la cara del pela...Bugman.

Briks dijo...

JORGE: es tan rica la palabra culo que en sus distintos perfiles puede significar tanto la buena como la mala fortuna

DANY: ya quisiera escribir yo asi
Me temo que mi futura entrada sera una cagada


Que vendria a estar relacionado, vio?

Y si sale algo bueno es de pedo
(Y la nave va)

Sir Lothar Mambetta dijo...

¡Impresionante texto! Me estaba a punto de tatuar "Aguante Briks" pero ahora me voy a tener que tatuar el nombre de ¿cómo se llama? Bue, no importa, no me lo hago y ya está.

Mr. Briks: si ve que Mr. Bugman no aprueba el curriculum del autor, sepa que siempre puede recurrir a otro escritor cuyas obras se conocen en el mundo entero y se han llevado al cine, ah, además era arístócrata: el Marqués de Sade.

Un abrazo para todos.

Bugman dijo...

Señor Briks, no tendré inconveniente alguno en permitirle las licencias literarias que fueren, en cuanto me presente pergaminos equivalentes a los del autor del artículo.
(Y se ha ganado una ración especial de flagrum, por vivaracho).

Agente Smith dijo...

Estimado Briks, casi caigo pero rápidamente descubrí tu sucio truco apache.
Conocedor de tu auditorio femenino, que tiene más culo que avestruz gay, te manifestás a favor de las culonas para ganarte la simpatía de tus seguidoras, poseedoras de culos que serían la envidia del arquero de Nigeria.
Porque no me digas que coincidís con el autor y te gustan esos culos marca Scania.

Ok, seguí con la conscripción de socias, espero con ansias el escrito de tu autoría, ya no hay dignidá.

Malena dijo...

Definitivamente, a la hora de mirar nosotras no tenemos tanta suerte. Los hombres pueden debatir entre teta o culo. ¿Qué miramos nosotras, en cambio? Un tipo con tetas, impresiona. Si tiene el culo redondito, turgente, y se lo marca ostentosamente con el pantalón ... mmm .... no creo que él nos mire a nosotras.
Nos tenemos que conformar con detalles que estimulen nuestra imaginación, como las manos o los pies.
Una desgracia, che. Una desgracia.

Yoni Bigud dijo...

Leo esto y solo me viene a la mente un mensaje del Amado Líder, esta tarde, en la cadena interna de la Administración:

'Señor Briks, haga'.

Y el hombre hizo.

Eso le pasa, Amado Líder, porque últimamente está distraído. Menos twitter y más trabajo diario en la redacción. Si no revisa, si dice a todo que sí con la mirada fija en la pantalla de su celular, la cosa se desmadra. El Señor Briks no tiene el límite de los 140 caracteres, y aun si lo tuviera podría hacer muchísimo daño.

Allá usted.

Un saludo.

Carugo dijo...

Doctor Briks:
Juro por todos los goles que Independiente nunca va a meter que leía el artíCULO y mi mandíbula se iba cayendo.
Me dije "Este tipo es un jugador de toda la cancha, un genio. Cómo puede hablar de culos y hacerlo con tanta poesía?"

Me encantó. Lo único que lamento es que no haya sido suyo.

Bueno, igual sigo pensando que usted es un jugador de toda la cancha y un genio.

Abrazo esperando el mundial de Rugby.

El Señor F. dijo...

"La música de los culos es la del flautista de Hamelin"

No sé. Por lo general, desconfío de los que suenan como flauta. Una trompeta suena más saludable.


(y lo digo yo, que podría hacer un dúo de La Vie en Rose con Louis Armstrong)

Briks dijo...

Sir Lothar:
Y exactamente donde se iba a tatuar ?

Bugman: DAMN !

Agente Smith: permitame resaltyar su (involuntario) yerro
De hecho, hasta ahora, la mayoria de los comentarios son de caballeros

Reforzando la teoria del buen culo

Malena: evidentemente ud no conoce a mis amigas. Ellas si encuentran objetivos para mirar.
Y tambien usan su imaginacion tambien pero me temo que no como lo hace ud

Bigud: todavia no vieron al mejor Briks

Ni por cerca

Carugo: yo lo lamento mas !
Me hubiese encantado ser el autor !

Falta mucho para septiembre ? Abrazo de Try

Sr F: no soy un especialista pero no pondria eso en mi curriculum

Ni lo utilizaria como arma de seduccion

Samain dijo...

"Canto General" Qué ocurrente, doctor, jeje.

Tranquilamente pudo ser un texto suyo, Sr. Briks!

Sobre aviso no hay traición, me imagino que al Sr. Bugman le está temblando todo... desde Noruega, hasta Italia :P.

Saludos!

Sir Lothar Mambetta dijo...

En la parte del cuerpo más linda que tengo: en la pelada (no, en esa no, en la otr... espere, en cuál pensó, no, bah... deje).

Abrazo, capo.

Viejex dijo...

Sabe Bigud que yo me quedé pensando en lo mismo que usted? En fin, aunque mi preferencia sean las pechugonas, reconozco que es un artículo muy bueno.

Marialauchi dijo...

no puedo creer que esto no lo haya escrito usted sr Briks!!!!

después de la descripción tan poética del señor Marechal, creo que el perrito pasa a ser mi nuevo favorito

" Pero hay que decir que abordar por detrás a una mujer de ancas poderosas puede ser todo lo contrario: es como acoplarse a una locomotora, como engancharse en la fuerza de la vida, hay que seguirla, no es fácil, uno queda subordinado a su energía, hay que trabajar, darle mucha bomba, carbón para la máquina. Es uno el que queda sometido a su gran expectativa, absorto, subyugado, vaciándose para siempre en la doble esfera viva de esa mantis religiosa. "

MAMITA!

Marialauchi dijo...

fe de erratas: donde dice "marechal" leasé "mairal" (mi dislexia me supera)

Sandra Montelpare dijo...

Me encanta Mairal! Lo sigo en 'El señor de abajo' y 'Pedro Mairal', sus dos blogs. Pero también tenía uno llamado 'El Remisero Absoluto' que fue abierto por sus amigos en su nombre y se diverían posteando textos por el 2005 . Leíste sus Pornosonetos? Imperdibles

Marialauchi dijo...

dieciocho!!!!!

eMe dijo...

Podría hacer una encuesta, Sr. B. para ver si gana el irse o el venir de las señoritas.

Dicen que en este país gana el totó, así que ud. tiene asegurado el éxito de la entrada (también dicen que cualquier cosa relacionada con el tema, garpa).

Sigan ustedes disfrutando de la vista, ya que nosotras no podemos verlo en su esplendor (y cuánto lo agradezco!!!)

Salú y culotes!

(morí con el comentario del Sr. Bigud, quería decirlo!)

Bugman dijo...

Señor Bigud, mire hacia arriba. No, ahpí no, a la derecha. Que no, más allá. Ahí. Sí, es una cámara. Los tengo a todos bajo vigilancia. Todo el tiempo. Desde el celular.
No es para que se pongan paranoicos, es para que se pongan productivos.
Y deje esas galletitas que no son suyas.

Artus dijo...

Briks:
el ditirambo al culo de Pedro Mairal me parece genial,... estaría en un 90% de acuerdo con el; y lo saludo a Ud., por haberlo traído. Tal vez le faltó escribir de aquellos culos en forma de manzana, o de pera (?)... de aquellos q' invitan al mordisco (me fuí al demonio!!)

Para Malena, hasta donde me han dicho: las manos de algunos hombres, hacen q' las mujeres también se ilusionen y/o alucinen; las manos - algunas veces- hablan... y por otra parte he encontrado mujeres q' miran traseros masculinos y:"adelante con los ratones" ^o^

salutes y bienvenidos los culos femeninos!!

Briks dijo...

Samain:
ud me tiene mucha fe
Casi tanta como la que el Sr Bugman ha perdido

Sir Lothar:
Fanfarron !
Abrazo

Viejex:
El Sr. Mairal le agradece

Marialauchi:
Bueno...ud sabe que... Nada, he defendido las bondades del perrito en mas de una oportunidad en "Atrapados"

Sandra:
Gracias por la data

Marialauchi:
El Sr Bigud respira tranquilo

Eme:
Sr B?
Aqui hay 3

Artus:
Se viene la primavera; nada mejor que entrarle a una buena fruta

Zeithgeist dijo...

pah, jamas habia leido semejante genialidad acerca de los culos, lo cual hace mas triste mi falta de dicho potente elemento disuasorio.

Mecha dijo...

Ahhhhhhh... esa sí que es una "Oda al culo"!!!!


Y qué quiere que le diga, Brikis... ojalá todos los tipos pensaran como el Sr. Mairal.

Se acuerda cuando en los 80 los culos eran más interesantes que las tetas? La época de Mónica Gonzaga o de las "chicas Olmedo".

No puedo dejar de pensar que hubiera tenido éxito en esa época, si no hubiera tenido 8 años.

Ahora, en cambio... ahí ando... con mi chatez de pecho por la vida, convencida que nací demasiado tarde.

♥Anita♥ dijo...

De no ser por la aclaración, para mi el autor eras vos, Briks.
La verdad q fue atrapante todo lo narrado al y para el culo.
Quiero ver con qué seguis y q medidas tomará el Sr Bugman.

Saludos y Feliz día. :D

♥Anita♥ dijo...

:D

Tatuagem dijo...

El culo sirve para bailar!!

=)

Ro♥ dijo...

Nunca había leído tamaña maestrìa al grupo muscular más destacado de la mujer.

"Todo se curvaba de pronto,no había mas rectas, todo se ovalaba"

un GENIO don Pedro Mairal.


Espero con ansias su creación.


Abrazo♥

El Señor F. dijo...

No, claro que no, pero lo usaría para el stand up.

No se acuerda de un video que mandó hace un tiempo, de una chica con dos silbatos?

Briks dijo...

Z:
Lo siento

("Lo siento" de pena...tristeza...una manera de acompañarla; por lo demas, que otra cosa vamos a sentar si confeso su falta de traste?)

MECHA:
Por algo reinvindico a los '80 como la gran decada que fue !

Y no se me tire abajo con las lolas que eso lo hace el tiempo con las que si tienen

ANITA:
Muchas gracias, muchas gracias
Creo que el Sr Marial estaria MUY en desacuerdo con ud
(Y yo me veo obligado a coincidsir con el)

TATUAGEM:
Eso es verdad !!

Yo me he metido en cada baile por culpa de un culo...

RO:
Un genio, si

Sr F:
Aaaaaaahhh

Le auguro fama y riqueza si produce ese expecta culo
(Todo que ver con todo)

Zeithgeist dijo...

lo bueno de no tener culo, es que el no tener delantera tampoco acompania bien y me deja un cuerpo bastante congruente. xDD

Briks dijo...

Zeithgeist:
venden unas remeras geniales con la leyenda:
"esta es la parte de adelante"

Gamar dijo...

Que maestría para escribir. Yo propongo ponerle música y lo instauramos como himno.

Briks dijo...

GAMAR:
tendría que interpretarse con instrumentos de vientos...

Gamar dijo...

Si, yo propongo el pito.

Briks dijo...

a mi me gusta que me toquen la flauta


y conozco una sopladora de quena que es un espectaculo

pamod negi dijo...

Great blog- really enjoyed reading it. Have bookmarked you and will check back regular. Please feel free to take a look at my blog...
Cheap Flights to Harare
Flights to Harare
Harare Flights