Precisión


"La ocasión es como el fierro, se ha de machacar caliente"
El gaucho Martín Fierro 
Miguel Hernández

El tipo luce un soberbio traje recto negro hecho a medida. Engalana su bolsillo superior izquierdo un fino pañuelo de seda bordado a mano, y su cabeza un magnífico fedora claro que contrasta la oscuridad del traje.


La verdad, Rosalinda, es que hubiese querido decirlo antes, pero nunca encontré la oportunidad. O sí y no supe reconocerla.¿Quién puede decir que nunca se le pasó por alto el momento preciso, ¿no le parece?
Como sea, por momentos creo que quizás lo mejor sería esperar el momento apropiado... pero al mismo tiempo me pregunto si llegará alguna vez, ¿no? Por eso hablo ahora, porque si sigo esperando ese momento quizás no llegue más y esto es importante... O al menos para nosotros es importante. Bueno, mi parecer es que es importante...quizás después de oírlo usted no lo crea tan importante. O sí. No sé. Que sé yo....Yo creo que hay una alta probabilidad de que a usted le parezca importante también... Bueno, "alta"....para mí es alta, en otras circunstancias esta misma probabilidad sería "considerable"...eso...digamos que hay una probabilidad considerable de que a a usted le parezca importante. Aunque no puedo ser taxativo en eso porque, claro, no estoy en su cabeza. Quiero decir de manera figurada, se entiende, ¿no? lo que digo es que no tengo manera de saber que es lo que piensa porque lo que cada uno piensa lo sabe solamente uno mismo y a veces ni siquiera. ¿Cuantas veces uno mismo no se da cuenta que está ocupado en algo y a la vez pensando en lo que no quiere pensar? Mire que interesante, quizás nadie sepa que es lo que pensamos, ¡ni siquiera nosotros mismos! Es decir, a mí me resulta interesante. ¿Curioso, mejor? Si, ahora que lo digo creo que "curioso" es más apropiado....más cercano de lo que yo quiero significar. Porque para mí es crucial que lo que digo refleje lo que yo quiero expresar, con todos sus matices. Y en este punto me veo obligado...compelid...no, tampoco...forzado, eso! forzado a desviarme un poco para aclarar algo que a mi parecer no se le da la trascendencia que tiene: los sinónimos no existen. A ver si me explico mejor, porque así dicho suena raro. O Extraño. Chocante. Eso, suena chocante. Yo sostengo que no hay dos palabras que signifiquen exactamente lo mismo. Por parecidas que sean, si se usan las dos es porque tienen un matiz, una connotación diferente. Por ejemplo "prisión" y  "cárcel" si bien en muchos casos son usados indistintamente para nombrar el mismo lugar, son palabras que tienen distintas connotaciones. Cárcel es propiamente el lugar donde se recluyen los que son castigados por una falta a las leyes. El significado de prisión en cambio es la acción poner a uno preso. Uno puede poner en prisión a uno sin ponerlo en la cárcel, ¿se entiende? con tenerlo atrapado alcanza. Por eso aquella vieja pregunta  "¿por qué si cárcel y prisión significan lo mismo, prisionero y carcelero son dos cosas distintas", que algunos consideran ocurrente, yo sostengo que es una falacia. O mejor dicho una pregunta falaz. En consecuencia, decía que quiero elegir con cuidado las palabras porque a mi me importa decir exactamente lo que quiero decir y no que se interprete otra cosa.

Entonces, retomando....lo que yo quiero decir hoy es que me enteré que están dando una romántica y me parece que es una gran ocasión para invitarla al biógrafo(*).

Le ruego una respuesta certera.

Es que usted siempre da muchas vueltas, Rosalinda.




(*) "Ir al biógrafo" es una forma muy antigua de decir "Ir al cine"

21 comentarios:

Carugo dijo...

Sabe qué? Al tipo le pasa lo que le pasa porque no va al grano y eso me hace acodar o mejor dicho rememorar, cuando yo era chico...no, exactamente sería cuando era un púber y me gustaba una piba del barrio. Bueno, técnicamente no era del barrio porque era de unas cuantas cuadras más lejos. Aunque no sé cuál es la distancia que delimita un barrio. Yo hacía lo mismo que él.
Bueno, no lo mismo porque yo no tenía tanta experiencia ni vestía un traje recto negro hecho a la medida.
Daba vueltas y vueltas para encararla, más bien para hablarle, no hablarle es muy general, para confesarle mi amor.
Aunque tal vez no era amor y sólo respondía a mi necesidad de aparearme.
lo cierto es que no le hablaba. Bueno, sí le hablaba pero de otras cosas.
Por eso me decían lenteja.
Pero si yo no iba al grano, por qué me llamaban lenteja?
Acaso, porque son semillas? Pero según el diccionario se llama grano a las semillas y frutos de los cereales y de otras plantas.
Aunque las lentejas son consideradas legumbres, la definición dice "cereales y otras plantas"
Qué dice? Que me calle la boca?
Ok.

Un abrazo.
Aunque tal vez no sea esto posible porque usted está del otro lado de mi computadora.
Un saludo entonces.
Pero de buenas noches porque yo estoy escribiendo a la una de la mañana.
Y por qué se dirá "La una de la mañana si es de noche...?

Elvis dijo...

Estoy seguro de que Rosalinda quedó tremendamente impresionada con tal elocuencia... si no se durmió antes de que terminara...
Un abrazo.

Dany dijo...

Pobre Rosalinda. Puedo imaginar su sufrimiento cuando luego del cine la invite a cenar. Muy buneno, amigo! Abrazo

Brynhild dijo...

Pero qué manera de dar vueltas para invitar al cine! Como ya dijeron, seguramente Rosalinda se durmió, aunque si está enamorada seguramente haya disfrutado de cada palabra sin entender que cornos le decía el muchacho, cuando una está enamorada te pueden hablar pavadas y pavadas y no nos damos cuenta, así de pavas somos, así, nos comemos cada verso...

Mona Loca dijo...

Si Rosalinda se bancó todo este párrafo con cara de interés y encima le aceptó la salida al biógrafo, no lo dude más!

Es suya.
Invítela luego a un copetín en un lugar bien petitero...

besos

A.R.N. dijo...

viejexxx pongale titulo a la entrada. besin

Viejex dijo...

Carugo: Gracias, querido. Se ha usted consustanciado de tal manera con el texto que me emociona. Me gustaría retribuirle el abrazo (o el sucedáneo que la comunicación virtual nos permita)
P/D: Me ha hecho pensar. Se dio cuenta que, además de la notable observación de que decimos la una de la mañana cuando es de noche, también decimos al saludar que le deseamos al interocutor que le deseamos buenas tardes, buenos días o buenas noches, cuando en realidad siempre nos referimos a esa sola mañana, una tarde o una sola noche?

Elvis: No sea mal pensado. Sólo cerró los ojos para deleitarse con su voz.Un abrazo.

Dany: Pobre Rosalinda? Se imagina el sufrimiento del caballero cuando ella pida una ensalada pero que en lugar de vinagre le pongan aceto, que el aceita sea de oliva pero muy poco, la sal baja en sodio, que se lleven el pan y la manteca de la mesa...y empiece ella a contarle como se distanció de su último novio? Cada cual sufre lo suyo. Abrazo

Brynhild: Entiendo su punto de vista, pero no sé quien sufre más. Nosotros los hombres las pavadas solemos escucharlas aunque no estemos enamorados. En realidad debería decir que las oímos por aquello de que no tenemos párpados en los oídos, escucharlas es otra cosa.

Mona Loca: Usted cree? y el copetín antes o después de llevarla a la milonga? Besos.

Viejex dijo...

Ahi está, sigla. Gracias por la observación. O detalle.

A.R.N. dijo...

usted vio como es. una se acostumbra a las cosas buenas, llameme ribonucleica por favor.
bes

Mona Loca dijo...

Antes, claro.
Si tiene suerte, entre el alcohol y el bailongo, quizás la convenza de ir a una amueblada.

O a una garÇonniere, si tiene.

beso

Viejex dijo...

Ribonucleica: Tomo nota. Me debo a mi público.

Mona: Nada que hacerle. Ya no quedan naifas que la sepan lunga como usted, no quedan. Quelevachaché.

Dany dijo...

Tiene razón amigo Viejex. Cualquier cosa menos que se lleven el pan con manteca de la mesa!
Entonces al caballero ( de eso se trata) lo podriamos definir como un virtuoso en las circunvalaciones de la palabra.

Amueblada? jajaja

Bugman dijo...

Señor Viejex, es evidente que nos encontramos frente a un caballero de otros tiempos, capaz de utilizar la palabra en toda su potencia. Quién sabe si después de biógrafo no consigue que la señorita acepte ir a un restaurante y luego a mover el esqueleto en una boite, tomar unos drinks y terminar de romper la noche en una amueblada, como bien refiere la ínclita lectora Mona Loca. Eso, claro, si la fémina no se atorra.

Yoni Bigud dijo...

Yo creo que Rosalinda ya la vio. La vio mientras él terminaba su invitación.

Oiga, no deje de publicar la invitación a la amueblada. Esa puede dar mucho de sí.

Un saludo.

Viejex dijo...

Dany: De verdad hace falta definirlo? Bueno, esta bien, digamos eso, que es un virtuoso de las cincun..vala...eso.

Bugman: No sea irrespetuoso, este señor es de otras épocas. ¿Cómo le va a hablar de drinks y mover el esqueleto y todas esas maneras novedosas en que se expresan ustedes,la purretada de la nueva ola? Salga de ahi, pibe.

Yoni: ¿Usted cree? Tengo miedo que se ponga demasiado explícito. No olvide que va a estar copeteado, para darse ánimos.

Si. Definitivamente tengo que escribirlo.

Carugo dijo...

Señor Viejex:
Por favor, no deje de contarnos (o mejor dicho, relatarnos) como se fusionarán esos cuerpos en la amueblada.
Aunque no será exactamente eso lo que ocurrirá porque una fusión es el cambio de estado de sólido a líquido.
Porque por más que hagan todo el kamasutra en una habitación hermética y sin aire acondicionado (lo que indicaría a las claras que esas condiciones ambientales transpirarían más que Verón en Estudiantes que a los cinco minutos de juego ya le brilla la pelada)jamás se harán totalmente líquidos.

Señora Chimp:
Usted sabe que en el Uruguay a esos lugares se los llama "Hoteles de Alta Rotatividad"?

Eso es ser exactos!

Sir Lothar Mambetta dijo...

Genial.
Claro que este hombre es de otros tiempos. Hoy en día, uno invita a una señorita a ver un largometraje y es muy probable que ya la haya visto por internet antes del estreno... aunque también así se le puede proponer lo de la amueblada sin perder dos horas en un cine. Al fin y al cabo, ya lo dijo José Hernández: eso de aprovechar la ocasión de echarse un fierro si está caliente...

Un abrazo, maestro.

Tatuagem dijo...

Cine! No!! Prefiero seguir leyendo la carta!!

Viejex dijo...

Señor Carugo: Mmmnno sé. Voy a ver si puedo reflejar... transmitir... mmno, tampoco... describir ese acontecimiento.

Sir Lothar Mambetta: No se animal, José Hernández dijo...oia! tiene razón!!!

Tatuagem: O usted o yo no entendió del todo lo que escribió el otro. ¿Cual carta, estimada?

Tatuagem dijo...

Jeje perdón no es una carta...este largo pedido..me pareció como si fuera una carta. jeje que tipo

Saludos,
T

Dany dijo...

Me sumo al pedido del comentario de la amueblada. Pero no deje el de la cena de lado. Con lo que habla el tipo tenemos para varios meses. Abrazo.