Previously, on MIB...

-¿Entonces, están dormidos?
-No exactamente.
-Pero no están despiertos.
-Ellos creen que sí.
-¿Pero, dónde están?
-Sus cuerpos, aquí. Sus mentes, bueno, sólo ellos saben. O creen que saben.


El Licenciado Gargiullo, o mejor dicho, una versión perfectamente limpia y prolija del Licenciado Gargiullo, con perfume y todo,  estaba sentado frente a mi escritorio y esquivaba todas mis preguntas. Lo que hacía unos días me había parecido una buena idea ahora se presentaba lleno de complicaciones. Casi como haber abierto MIB.
Lo intenté una vez más.
-A ver, Gargiullo, empecemos de nuevo. Por lo pronto, dígame su nombre real.
Gargiullo hizo un sonido extraño que pareció una mezcla de lo que hacen los gatos cuando se atragantan con una bola de pelos y el frotamiento de un cable coaxil sobre una sandía apenas madura (*).
-Eh...muy bien, si no le molesta le voy a seguir diciendo Gargiullo.
-Me da igual.
-Estupendo. Entonces, ¿me puede explicar adónde se fueron los muchachos?
-Una vez más, Bugman, físicamente están en el sótano de este edificio. Mentalmente , están en diferentes lugares, en una realidad que se han construido ellos mismos.
-Hmmm...esto me hace acordar...a una película...¿La vió? Hay un morocho...grandote...y una mina que está buena...era como que estaban aquí, pero no era...y había un tipo que se peleaba con los malos...
-No se de qué habla, Bugman, aunque ya me estoy acostumbrando. Pero le repito, no tiene nada de qué preocuparse. Este es un procedimiento que nosotros utilizamos muchas veces, viene a ser el equivalente de sus vacaciones. La mente se libera, las fantasías se hacen realidad, es muy placentero. ¿No quería darles a sus ...eh...cómo les dice...¿grandulows?
-Gandules.
-Eso. ¿No quería que sus gandules tuviera la oportunidad de relajarse, de liberar tensiones, de olvidarse un poco de sus preocupaciones para que volvieran al trabajo con entusiasmo y alegría?
-Sí, sí, claro...y averigüé lo del fin de semana en Tandil y era carísimo, y justo me llamó Harald...
-Su Majestad Harald V. -Gargiullo no se acostumbra a mi familiaridad con el Rey de Noruega.
-Sí, bueno, la majestad de ustedes, me dijo que él se encargaría de darles las vacaciones de su vida, que correría con todos los gastos, y yo pensé que los iba  invitar a un crucero por los fiordos, algo así, pero en cambio lo mandó a usted, y esto...
-Esto es mucho mejor, Bugman. Están donde quieren estar, sin límites, sin horarios, sin depender del clima...
-Sí, sí, pero me sigue haciendo acordar a esa película...¿Cómo se llamaba? Que el tipo se daba cuenta de que estaba pero no...
-¿Quiere verlos?
-¿A quiénes? ¿A los gandules? ¿Pero no era que no estaban?
Gargiullo suspiró, miró hacia arriba, y levantándose de su asiento, me dijo: -Venga, por favor.

Bajamos al sótano, y lo que vi me dejó boquiabierto. Gargiullo me miraba sonriente.
-Impresionante, ¿verdad? - dijo, sin disimular su orgullo.
-Impresionante es poco. ¿Cómo lo hicieron?
-Bueno, la tecnología necesaria para lograr esto fue desarrollada a lo largo de mucho años, nuestros científicos y nuestros ingenieros diseñaron las cápsulas, basándose en el principio de...
Recién entonces me percaté de la existencia de las siete cápsulas transparentes, una para cada gandul. También eran impresionantes, pero yo me refería a lo que habían hecho con el sótano:  habían arreglado y pintado las paredes, el piso estaba brillante, luces nuevas, ni una pérdida de agua, ni una mancha de humedad. Me froté las manos, ¡de repente tenía otro salón de fiestas para alquilar, y no me había costado un centavo! Me acerqué a una de las cápsulas y miré su contenido. El espectáculo era desagradable. Los gandules estaban desnudos, flotando en una especie de líquido amniótico, con cables saliendo de todas partes...era igual que en esa película...pero...cómo se llamaba...
-¡MATRIX!-Grité, interrumpiendo a Gargiullo que seguía con no se qué de los científicos, y tanto él  como los técnicos que circulaban entre las cápsulas controlando con cara seria unos paneles y tocando de vez en cuando unos botoncitos me miraron con curiosidad.
-¡Están en la Matrix!-la verdad me golpeó en la cara como el hedor de un...de Gagiullo, unos días antes-¡Ustedes controlan la Matrix! ¡Yo estoy afuera de la Matrix! ¡No, no, estoy adentro! ¡No, no puede ser, adentro de la Matrix se puede saltar y caminar por las paredes y dar patadas voladoras! ¡Estoy afuera!...no, tampoco, afuera se visten con esos sweaters mal tejidos y comen papilla, y yo estoy usando corbata, y hace un rato me comí una empanada...o sea que estoy adentro, pero no sabía, entonces no podía saltar y esquivar balazos, ¡pero ahora que sé que estoy adentro, puedo...!
Corrí hacia la pared más lejana, para tomar impulso. Alcanzada una velocidad que me pareció suficiente, apoyé mi zapato sobre la superficie vertical y me elevé unos centímetros, y luego apoyé el  otro, y acto seguido me encontré mirando el techo,  presa de un insobornable dolor que empezaba en el huesito dulce y se irradiaba hacia la espalda. Desde esa posición un poco menos que digna, pude ver la cara de Gargiullo que me observaba con una especie de divertida preocupación.
-Bugman...¿se siente bien?
-No. Estoy afuera, ¿verdad? ¡Miren, no me importa, métanme adentro, no se lo voy a decir a nadie! ¡Déjenme vestirme con esa ropa modernosa, usar esos anteojos negros tan cool y de vez en cuando agarrarme a tiros en cámara superlenta, y yo no digo nada! No, esperen, además quiero jugar al golf como Tiger.  Hagan eso de enseñarme a jugar al golf como Tiger en diez segundos poniendo los ojitos en blanco. ¿Tiger es un programa, no? ¡There is no spoon! ¡There is no spoon! 
-Cálmense, Bugman, le va a dar un colapso nervioso.
-¿Entonces estoy adentro? No, no, no, esto no me gusta, así no, si no me hacen jugar al golf como Tiger, y no puedo saltar entre los edificios para qué quiero estar adentro, si al final es lo mismo, uno trabaja como un salame y le cobran impuestos, eso, que no me cobren más impuestos, y ya que estamos, que nadie me cobre nada, vamos, eso lo pueden hacer, qué les cuesta, si total ustedes con la plata no hacen nada, miren, a cambio les hago fuerza y mi cuerpo va a producir más voltios que ninguno, y ....Uy, ¿puedo ver mi cuerpo en esas capsulas? Ah, no claro, porque si estoy afuera no lo puedo ver porque entonces estoy en la cápsula, igual es medio asqueroso verse así, todo enchastrado con esa cosa ...¿Porque estoy afuera, no? ¿ Adentro? ¡No quiero papilla!
-Bugman.
-¿Y ustedes son máquinas? Ya sabía yo que tener teléfonos celulares con tantos firindulis no podía ser bueno. No, usted no, Gargiullo, usted debe ser un programa, ¿le gusta ser un programa? En el fondo debe estar bueno, ¿no? Digo, no tener que preocuparse por el colesterol, y los alquileres, y...y...
-Bugman, respire.
-Ahhhhhhh.....fuuuuuuuuuuu....aaaaahhhhhhhh....fuuuuuuuu....pero...¡ARRGHHH! ¡Los Calamardos! ¡ahora vienen los Calamardos y rompen todo, y esto es alquilado, y no tengo seguro contra Calamardos!
-Shhhh...calma...
-Fuuuuuuuu...ahhhhhhhh....fuuuuuuuuuu...ya ...aaaahhhhhhh....ya....los...agentes...fuuuuuuuuu....
-¿Se calmó? ¿está bien?
-Uuuhhhhh....fuuuuuhhhh...
-¿Ya?
-Ahhhh...sí, sí, pero...la Matrix...
-Bugman, eso es una película. Nosotros no hacemos así las cosas.
-Ustedes...
-¿Quiere ver adónde están los gandules?
-Otra vez, ¿no era que?...Eh...bueno, sí....

Gargiullo me llevó a una especie de sala que habían armado con paneles. Le pregunté si eso me lo dejaban, es que se me ocurrió que ahí podría poner la cabina del disc jockey. La sala tenía siete monitores, que mostraban imágenes diferentes y de lo más extrañas.
-Esto, -dijo Gargiullo señalando las pantallas -es lo que están haciendo los sujetos en este momento.
-Gandules. 
-¿Eh?
-Que son gandules, no sujetos. ¿Por qué ese monitor tiene fondo cuadriculado y lo demás no?
-Ah, ese fondo proviene del suj...del gandul mismo. De su mente, para ser exactos. No sabemos por qué el Señor Viejex proyecta su pensamiento con fondo cuadriculado. 
Yo sí que sabía, pero no dije nada. Observé por un rato las imágenes.
-¿Estas son las agradables fantasías que ustedes llaman vacaciones? No parece que la estén pasando muy bien. A excepción, ejem, del Señor Briks...
-Sí, es curioso. Un sujeto sano en la cápsula proyecta sus deseos y fantasías y los convierte en realidad, y eso le produce satisfacción, en cambio, estos...eh...gandules, parece que se empeñan en sufrir. Además usted aparece en todas partes, eso también es raro, por lo general se olvidan completamente del trabajo.
-Usted también aparece. 
-¡Cof, cof!. Sí, sí, muy raro.
-¿Nos escuchan?
-No, claro que no, sus mentes están muy lejos de aquí.
-¿Entonces no hay manera de decirles algo?
-¿Decirles? ¿Decirles qué cosa? ¿En qué está pensando, Bugman?
-No, es que se me ocurrió que en este estado, tal vez, con la mente así, abierta...digo, uno podría meterles alguna idea en la cabeza...por su bien, claro...algo inofensivo.
-Explíquese, por favor. ¿Qué idea?-Gargiullo me miró con desconfianza.
-No sé, algo como "Bugman es mi Amado Líder. Todo lo mío le pertenece. Le obedeceré hasta el fin de mis días, sin quejarme. Obedecer al Amado Líder es la Felicidad, la Realización y la Trascendencia".
Gargiullo me miró como si le estuviera proponiendo...bueno, no se qué cosa, no lo conocía tanto como para saber qué cosa que yo le propusiera lo haría poner esa cara de horrorizado.
-¡Por supuesto que no, Bugman! ¡Eso es prácticamente un lavado de cerebro! ¿Qué clase de persona es usted?
-Uhhhhh, tampoco nos pongamos dramáticos. ¡Un lavado, un lavado!. No es para tanto, sería una enjuagada, una limpiadita...
-Usted me asusta, Bugman. Empiezo a entender lo que pasa con los gandules y sus vacaciones sufrientes.
-En fin, si no lo pueden hacer, mala suerte. Yo pensaba que con toooooda esta tecnología que a usted le gusta tanto echarme en cara...pero bueno, se ve que se quedaron a mitad de camino. Ya les va a salir bien, no se haga problema. -dije como si en realidad el asunto no me importara.

Serán una raza superior y todo eso, pero en el fondo son unos niños. Gargiullo cayó en una burda trampa psicológica que mi sobrino menos despierto hubiera evitado mediante el sencillo trámite de dedicarme una pedorreta con trompetín.

-Yo no dije que no podemos, dije que no debemos. Técnicamente...
-¡HAGÁMOSLO! ¡Dele, hombre!, Harald dijo que cualquier cosa que yo pidiera, ¿no? Bueno, pido esto. O si no, háganme jugar como Tiger, y vuélvanme a meter en la Matrix.
-No existe la Matrix, ¿cómo quiere que se lo diga? Y no voy a permitirle hacer esto, a menos que Su Majestad lo autorice personalmen....¿Oiga! ¿Me está escuchando, Bugman? ¿Puede dejar ese teléfono un momento? ¿a quién está llamando?
- ¡Shhhh!, Gargiullo, por favor, que no se escucha bien -Hola, ¿Harald? ¿Qué dice, hombre, cómo va eso?


(Continuará)




(*)Tengo un oído muy fino.

26 comentarios:

Tiger Woods dijo...

Bugman, ni en sueños lo lograrás!!! MUEJECOF! COF!! MALDICIÓN!!!

Carugo dijo...

Mire, si no le enseñan a jugar como Tiger por lo menos que le enseñen cómo romperle un brazo a ese golfista.
Séría bueno escucharlo decir "I Know Kung Fu..."

Etienne dijo...

Que estratega, midios! Este gandul, digo, el sr. Gargiullo cayó como un chorlo!
Aproveche para agregar conocimientos básicos de matemática y alguna otra cosita en beneficio pers... digo en beneficio de la empresa.

Mecha dijo...

Ahhhhhhhh... para mí que ese tipo lo engaña, Bugman!
Para mí que eso es la Matrix, y no quiere compartirla con Usted.

Encárguese de decirle a Harald...

Bugman dijo...

Tiger, ya va a ver...ya va a ver...no estoy mejorando mi golf, pero voy en camino a tener la panza de Cabrera. Calentito, quedó, aquella vez que le ganó, ¿se acuerda?

Carugo, pero si I know Kung Fu, era una serie con David Carradine que ponía cara de chino.

Etienne, buena idea, también les voy a enseñar a cocinar y a generarles unas ganas incontenibles de limpiar los baños.

Mecha, puede ser, a mí me da igual, mientras me dejen vestirme como Neo.

Elvis dijo...

Debí de suponer que un plan tan perverso sólo podía ser ideado por los noruegos..., pero me sorprende que se haya rebajado a tratar con semejantes personajes (los noruegos quiero decir).
Que Dios pille confesados a sus "compañeros", con los noruegos nunca se sabe como va a terminar el asunto...

Saludos cordiales.

Mona Loca dijo...

Yo le voy a decir una cosa que suelo comentar con cierta asiduidad en la vida real:

"La miér....coles...lo que es tener los contactos adecuados"



nada más.

besos!

Contestador automático de Viejex dijo...

"...una enjuagadita nada más..."

Vergüenza debería darle.

Se imagina la reacción de Viejex si le deja las ideas apenas enjuagadas y sin aplicar quitamanchas (horror!!), sin planchar (..eehh... más horror!! que digo, ya es EL HORROR!!)ni almidonar??

Mecha dijo...

Yo tengo un amigo que siempre me pide que me vista de Trinity... pero nunca organiza la fiesta de disfraces...





(Mecha en modo "aynoentiendoporquesoyrubiaytonta" ON)

LadyMarian dijo...

Mmmmm... Está seguro de todo esto? Si la tecnología falla usted puede quedar en una situación peligrosa y pasar de ser el controlador a controlado por los siete gandules. Piénselo un poco mejor!
La idea del salón de fiestas no es mala. Con lo que recaude puede comprar muebles adecuados a los gandules.

Calavera dijo...

¿Usted le dice Harald al excelentísimo Rey Harald V?
Porque acá, con los muchachos, le decimos Lito.

Mientras llega el próximo capítulo voy a frotar un coaxil con una sandía... no es que deconfie.

Abrazo.

Bugman dijo...

Elvis, por favor, por su seguridad se lo digo, modere su lenguaje, uno no se rebaja a tener trato con los noruegos, jweje, qué gracioso...porque lo dijo en chiste...no...jeje...(disimule, nos vigilan).

Mona Loca, usted lo ha dicho. Y diga que Harald es un rey de bajo perfil y no anda por ahí jactándose de que me conoce.

Contestador autom...no, como le voy a responder a un contestador automático.

Lady Marian, eso no me preocupa tanto como que los gandules no aprendan nada de nada, que se revele la imposibilidad de meterles algo en la cabezota. Como sospecho.

Mecha, este...¿de veras? Caramba.

Calavera, ¿usted sabe lo que quiere decir "Lito" en noruego?
(Que el coaxil sea blanco, si no no es lo mismo).

Titi dijo...

Siempre me sorprendo al descubrir alguna nueva habilidad suya. El otro día fue con el latín.

Pero lo de hoy fue realmente impresionante. Nunca hubiera pensado que un humano fuera capaz de semejante proeza...

... porque eso de escuchar el ruido de un coaxil sobre una sandía apenas madura, ni Neo, capacitado con el mejor de los programas para mejorar la audición lo lograría.

De paso, ¿le sigue doliendo el huesito dulce? Que se mejore...

Saludos.

Jazmin dijo...

Antes de leer nada...

... y 14!!!

Fiu....

Jazmin dijo...

Que los gandules no vean que el sótano quedó habitable. Si no, van a empezar con los reclamos para llevar los trapitos donde se sientan allí abajo.


Si tuviera una mente maquiavélica, bah, diabólica, le pediría al noruego -previo ok del rey, claro- que les introduzca la idea de que son otro... de ellos.
Por ejemplo, que el Sr. Bigud adquiriera la personalidad del Sr. Briks, y hablara como él, se comportara como él... bueh, no es que se le pueda llamar comportamiento, pero...
Total, la sunga ya la tiene.

El resto de las combinaciones las voy a imaginar ahora, mientras cocino.

Anavril dijo...

A Jazmin el hambre le da muy buenas ideas.

Jazmin dijo...

Señora, no sabe cuánto le agradezco, pero baje la voz, por favor... Mire si ese pensamiento llegara a oídos de ustedsabequien. Estos muchachos morirían de inanición...

Rebeca dijo...

Mr. Bugman yo que Ud. no entro en la ¿matrix? Mire si a Gargiullo se le ocurre liberar ehh digo... traer a los muchachos de sus vacaciones y toman la redacción de MIB mientras Ud. sostiene una pelea virtual con Tiger Woods. Tenga cuidado!

Jazmín ¡Qué buena idea! No la habrán puesto en marcha ya estos Zátrapas?

Jazmin dijo...

Espero que no.
Bugman sabe donde vivo.

dondelohabredejado dijo...

Sinceramente, todo esto me da mucho miedito... espero que estos experimentos no traigan terribles consecuencias.
Hubiese sido mejor un fin de semana en Tandil, al menos para ellos.
Yo creo que usted esta adentro y afuera de la matrix!
Abrazo.

La ex Rubia dijo...

Arrgghh!

El horror, el espanto, el apocalipsis! QUE ALGUIEN LE SAQUE EL TELÉFONO A ESE HOMBRE CALVO QUE DICE SER HUMANO!

La ex Rubia dijo...

Que? Gargiullo no es pelado?


:P

Elvis dijo...

(....Mecachis...no sabía que los noruegos leían este blog...) No, si yo me refería a los noruegos de Saturno, muy diferentes a los de aquí..., los noruegos de la Tierra son mucho más salaos, unas bellíííísimas personas...(a ver si cuela, si no ya me veo colgando de algún fiordo...)

Sebita dijo...

Perdon, el juego compartido por varios de los comentaristas de este blog (incluso en blogs ajenos a la cadena MIB) de contar la cantidad de mensajes y comentar algo tipo "y 24". Otorga derecho a algun descuento en algun lado?. O estan mandando mensajes de una cuenta en Zurich y todo esto es una fachada para lavar dinero? De ser asi, shamme on you

Jazmin dijo...

Ahora tendremos que matarte...


...o mandarte a una cápsula en el sótano.




(pucha, qué rápido se pega la maldad)

Bugman dijo...

Titi, bueno, debo confesar que exageré un poco. También puede ser un melón. Me cuesta distinguir.
(Ayyy).

Jazmín, no, pero cómo se le ocurre semejante cosa, mire si...jijiji...le vamos a cambiar...jijiji...no, es que tiene su lado divertido...pero no, no, eso sería...jijii...demasiado...ji.

Rebeca, no estoy seguro de entender los inconvenientes de estar jugando al golf con Tiger en vez de estar aquí sufriendo a estos forajidos. Lo tengo que pensar.

Dondelohabredejado, sí, sí, mucho Tandil, mucho Tandil, usted no sabe lo que me querían cobrar los de la agencia de turismo. Y eso que les pedí sin desayuno.

Ex Rubia, pero no se ponga así, por favor, todo es por el bien de...
Bueno, es verdad, es por mi bien, pero tampoco es que me divierta hacer sufrir a...bueno, sí, un poco me divierte, pero...pero nada. Caramba.

Elvis, mejor, mejor, y son salaos porque comen bacalao. (Es un chiste malísimo, ya sé, pero a ellos les encanta. No tienen mucho desarrollo en eso del humor).

Sebita, ¡Y 26! aunque no sirve. Tiene que ser 14, o 18. (No, no quiere saberlo).

Jazmín, me gusta cómo piensa.